Cannabis medicinal a partir de noviembre en Tierra del Fuego

cannabis octLa legisladora provincial Myriam Martínez, habló acerca del proyecto que presentó para la ley provincial de uso medicinal del Cannabis. Será tratado en noviembre, durante la próxima sesión parlamentaria. Y según auguró Martínez, éste será ley.

Durante la semana que pasó, se supo que el proyecto para una ley provincial del uso medicinal del Cannabis, había obtenido un dictamen en la comisión de salud, por unanimidad. Esto implica, no sólo la adhesión a la ley nacional que establece la investigación científica; sino que el proyecto va más allá, ampliando algunos derechos para los usuarios de terapias con esta planta.

“Lo que hemos logrado con la comisión de salud, fue un dictamen, en mayoría, de forma unánime. La próxima sesión de la Legislatura será en noviembre, ya que durante el mes de octubre se tratará sólo el presupuesto”, explicó Myriam Martínez, autora del proyecto.

Pero realmente, qué es lo que establece este proyecto, que antes de fin de año casi con seguridad, será ley:

“La ley nacional establece dos puntos, la investigación científica para saber cuáles son los alcances medicinales porque en el país, nunca se investigó. Por otro lado, hay una página donde vos te inscribís, ponés la patología que vos tenés. Te tiene que haber recetado un médico del ámbito público. Y toda una normativa que cumplir. Entonces el Estado Nacional, te envía el medicamento”, explicó la legisladora.

Primero, está la adhesión a la ley nacional nº 27.350. Según explicó Martínez, esto es necesario, para que las personas que lo deseen, puedan incorporarse al programa nacional creado por el Ministerio de Salud, mediante el cual pueden acceder al aceite de Cannabis de manera gratuita; “En este caso, es sólo para las personas que padecen Epilepsia Refractaria”, recalcó Martínez.

Y agregó: “La ley nacional establece dos puntos, la investigación científica médica del uso de esta planta, cuáles son los alcances medicinales porque en el país, nunca se investigó. Se abre la puerta primero, para ver cuáles son las posibilidades. Por el otro lado piden a las provincias que se adhieran a este programa nacional. Entonces, hay una página donde vos te inscribís, ponés la patología que vos tenés. Te tiene que haber recetado un médico del ámbito público. Y toda una normativa que cumplir. Entonces el Estado Nacional, te envía el medicamento”.

La ley nacional también establece que al carecer de una investigación científica, y no tener la cantidad de producto para abastecer a todo el país, el mismo pueda ser importado hasta que el INTA, y el CONICET, puedan producirlo.

“Vos imaginate que fue el año pasado que se votó la ley, se reglamentó y deja entrever también que se pueden tratar otras patologías. Pero siempre es investigar. Entonces, por un lado es una ley, que es lo único que se se pudo lograr en consenso. Pero no es una ley que ayuda o acompaña a las familias que necesitan seguir un tratamiento de este tipo. Es lo que se pudo conseguir, una puerta”, recalcó Martínez.

La legisladora reconoció que cuando comenzaron a trabajar en la ley provincial, la idea era sólo adherir a la ley nacional para estar incorporados al programa, pero luego de hablar con mucha gente de la provincia, decidieron trabajar con la legislación de las provincias Salta o Santa Fe, que fueron más allá; “Qué hicimos nosotros, en primer lugar ampliar las patologías, más allá de la Epilepsia Refractaria, a todos los síndromes y enfermedades crónicas, y la que estime el médico tratante. Además, creamos un registro provincial que es reservado y voluntario, que va a depender del ministerio de salud de la provincia. Esto lo hacemos, para que si vos tenés en algún momento una familia que hace un autocultivo, y tiene una patología, pueda decir que la ley la ampara; para resguardo de la familia”, detalló.

“Nosotros, en primer lugar ampliamos las patologías, más allá de la epilepsia refractaria, a todos los síndromes y enfermedades crónicas, y la que estime el médico tratante. Además, creamos un registro provincial que es reservado y voluntario, para que si vos tenés en algún momento una familia que hace un autocultivo, y tiene una patología, pueda decir que la ley la ampara”, detalló Martínez.

La ley nacional establece que el tratamiento médico con Cannabis puede ser prescrito solo por médicos del ámbito público. En el proyecto proyecto provincial, se establece que los médicos del ámbito privado puedan también prescribir el tratamiento con Cannabis: “Esto ya está vigente en Salta y en Santa Fe. No es que seamos pioneros en esta situación; el algo que está ya en pleno funcionamiento”, recalcó la legisladora.

“Además, le damos amplias competencias al Ministerio de Salud de la provincia para que pueda trabajar en forma conjunta con el CONICET, con el INTA, con el Laboratorio del Fin del Mundo, con las universidades, con las organizaciones intermedias, para poder generar una política clara con respecto a la utilización de este aceite, y también para la investigación científica en la provincia”, agregó.

Mediante la ley provincial, se genera además un marco normativo, regulatorio en la provincia para incorporar muchas más patologías para que además, los pacientes puedan tener la cobertura de la obra social de la provincia, para que se pueda tener el registro voluntario de los paciente que necesitan acceder al tratamiento médico con Cannabis, y se genera también una acción directa para que el Ministerio de Salud pueda trabajar y planificar cómo se va a concretar la implementación de todo lo que contempla la ley: “Nosotros lo que estamos haciendo es proveer todo, desde el ámbito legal, para que se ponga en marcha una política clara y podamos acompañar a tantas familias que se acercaron cuando estuvimos reunidos. Estaba la organización Mamá Cultiva, que son alrededor de 200 familias que manifestaron la necesidad de utilizar el aceite. Cuando nosotros tengamos ese registro voluntario vamos a poder visibilizar la realidad. Porque hoy muchos tienen miedo”, remarcó Martínez.

El autocultivo

Las personas que necesitan llevar adelante un tratamiento médico con Cannabis, por lo general cultivan sus propias plantas, y elaborar su propio aceite. Entre otras razones, está el saber específicamente qué se está consumiendo, y conocer el proceso en su totalidad, para garantizar que se está frente a un producto de la mayor calidad posible. Además, rotando diferentes cepas de la planta, se obtienen también diferentes variedades de aceite, lo que evita que se produzca acostumbramiento, y el tratamiento deje de ser óptimo.

Sin embargo, este es un punto en el que la ley provincial, no puede pasar por encima de la legislación nacional vigente: “El artículo 5to de la ley nacional de Estupefacientes, prohíbe el autocultivo, y esta es la ley de fondo. Todos estaban con mucha expectativa de que nosotros de alguna manera íbamos a propiciar el autocultivo, pero no lo podemos hacer. Esto es una potestad de la Nación”, aclaró la legisladora.

“El artículo 5to de la ley nacional de Estupefacientes, prohíbe el autocultivo, y esta es la ley de fondo. Todos estaban con mucha expectativa de que nosotros de alguna manera íbamos a propiciar el autocultivo, pero no lo podemos hacer. Esto es una potestad de la Nación”, aclaró la legisladora.

De todos modos, la legisladora recalcó que la legislación provincial, habilita al Ministerio de Salud, para que pueda avanzar en esa dirección: “Si el Ministerio de Salud toma esto como una cuestión primordial, puede trabajar con con el CONICET, con el INTA con la ANMAT, con las universidades, con el Laboratorio del Fin del Mundo, podemos generar nuestra propia producción de medicamento y abastecer por lo menos a nuestra provincia. Tal vez al país y otros lugares del mundo; pero esto es ya una decisión que corre por el Ejecutivo provincial. Nosotros les brindamos todas las herramientas”, explicó una vez más la parlamentaria.

Martínez, reconoció que Argentina y en Tierra del fuego, aún hay mucho tabú respecto del Cannnabis Medicinal: “Cuando vos hablás de Cannabis, te dicen ‘quieren meter la droga’, a mí me lo dijeron. Y algo que ayudó mucho fue el seminario que tuvimos en Ushuaia acerca del uso medicinal del Cannabis. Y ojalá que podamos festejar la sanción de la ley, con un nuevo seminario en Río Grande”, afirmó.

“Esto es un gran avance, porque de todas las provincias que adhirieron sólo Salta y Santa Fe, una muy conservadora y otra muy progresista, tienen una ley adecuada a su territorio y se animaron a hacerlo. Existen tres fallos en todo el país, que habilitan a familias a posder producir su propio aceite, hasta tanto el estado los provea. Y son en Salt, Río Negro, y Rosario. A las que el juez autorizó el autocultivo hasta tanto el estado los provea. Pero eso va avanzando porque si vos tenés una legislación la justicia puede trabajar y puede intervenir. Porque se visibiliza más la demanda que tenemos en la sociedad”, agregó Myriam Martínez.

Finalmente, Martínez habló de la posibilidad que implica para la provincia, la producción del aceite de Cannabis como otra de las posibilidades: “La provincia de Jujuy, hizo un convenio con Nación, y está produciendo plantas, y después va a producir aceite. Pero es una posibilidad incluso a ese nivel”, destacó.

“La voluntad está, desde el MOPOF, el radicalismo y el FPV, los tres hemos firmado; así que es yo creo que en noviembre, esto sale como ley”, afirmó una vez más.

Fuente: El Sureño/ Vía Patagonia