Wilder retuvo la corona de los pesados con un tremendo KO ante Ortiz

0
192

El boxeador estadounidense estaba en problemas hasta que sacó una derecha decisiva en el séptimo asalto. Su próximo rival será el inglés Fury.

El boxeador estadounidense Deontay Wilder superó por la vía del nocaut al cubano Luis Ortiz en pelea de revancha y retuvo la corona de los pesos pesados avalada por el Consejo Mundial de Boxeo (CMB) que se disputó en el MGM Grand Garden Arena de Las Vegas.

La superioridad de Ortiz sobre Wilder fue manifiesta desde el principio hasta que llegó el golpe demoledor de derecha que fue el que definió al ganador y mantuvo campeón a Wilder. Pero la ventaja en las cartulinas de los tres jueces antes que llegase el golpe definitivo que dejó fuera de combate a Ortiz eran favorables al púgil cubano con parciales de 59-55, 59-55 y 58-56.

Durante todo el tiempo que duró el combate, programado a 12 asaltos, Ortiz mostró mejor técnica, estrategia y colocación de los golpes, pero de nuevo, como le sucedió en la primera pelea, el golpe decisivo lo colocó Wilderen el séptimo round y por eso se mantuvo como campeón.

Wilder, que deja su marca en 42-0-1, con 41 nocauts, se enfrentará ahora con el campeón lineal, el inglés Tyson Fury, con quien ya tiene firmada la revancha, y luego irá por la unificación con Andy Ruiz, según anticipó luego de la pelea.