Un aprehendido y una fiesta suspendida el saldo de los controles policiales

0
419

En menos de cuatro horas, los uniformados de Puerto Deseado debieron actuar en dos hechos. La noche del domingo se mostró con algunos descontrales que fueron captados por la Fuerza de Seguridad que debió intervenir.

El domingo pasado a horas de la madrugada, alrededor de las 2:15, uniformados se encontraban realizando un patrullaje y observaron que un hombre iba caminando sobre la calle Pueyrredón. Cuando éste vio que el móvil policial se acercaba comenzó a correr y se escondió en el patio de una vivienda. La Policía le pidió que se retire, debido a que no era dueño de esa casa, pero se negó y terminó siendo aprehendido.

Por otro lado, tres horas después de eso, a las 5:25, los uniformados constataron que en una casa se escuchaban gritos y música con alto volumen. Golpearon la puerta y fueron atendidos por un joven de 23 años quién, ante el pedido de que se retiraran las personas que no convivían con él, colaboró con la Policía y le pido a todas las personas que se fueran. De todos modos, le labraron acta de infracción por incumplir la ordenanza municipal.

Escribir un comentario