El básquet cerró su participación en la liga comodorense

0
75

El domingo las categorías masculinas del Club Deseado Juniors (u13 y u15) cumplieron con la última fecha del torneo clausura de la Asociación de Basquetbol de Comodoro Rivadavia enfrentando a sus similares del club Gimnasia y Esgrima de aquella, en doble jornada.

En horas de la mañana los equipos de los “leones” enfrentaron a Gimnasia y Esgrima “Verde”, en tanto por la tarde lo hicieron con el equipo de la misma entidad denominado “Blanco”.

En la ocasión se registraron los siguientes resultados:

Gimnasio “Socios Fundadores”

Cat. U–13 – Gimnasia y Esgrima – “Verde” 75 – Club Deseado Juniors 32
Cat. U–15 – Gimnasia y Esgrima – “Verde” 80 – Club Deseado Juniors 36

Gimnasio “Socios Fundadores”

Cat. U–13 – Club Deseado Juniors 33 – Gimnasia y Esgrima – “Blanco” 38
Cat. U–15 – Club Deseado Juniors 42 – Gimnasia y Esgrima – “Blanco” 51

De esta manera finalizo la participación de los equipos masculinos de Juniors en el ámbito comodorense al que accedieron por primera vez en la zona competitiva, obviando rondas preliminares o promocionales. La experiencia, a pesar de la adversidad de los resultados, resulto positiva si se tiene en cuenta la manifiesta disparidad de cantidad (horas de entrenamiento) y calidad (experiencia competitiva) en relación a clubes que militan habitualmente en ese nivel de competencia.

INDIGNACION

Profunda desazón causo en la familia basquetbolistica de Juniors la no realización de la jornada de competencia prevista para el pasado sábado en nuestra localidad. Según estaba dispuesto en la programación inicial del torneo clausura que organiza la Asociación de Basquetbol de Comodoro Rivadavia las categorías u15, u17 y Primer (femenino) y u13 y u15 (masculino) debían recibir a sus pares de la Escuela de Basquetbol de Pico Truncado.

La ocasión se presentaba ideal para ser utilizada como el reinicio de la competencia oficial de basquetbol en Puerto Deseado interrumpida abruptamente por la aparición de la pandemia mundial Covid-19. Asimismo, el evento se transformaría para padres, amigos y allegados de nuestros deportistas en la UNICA POSIBILIDAD de verlos jugar en casa.

Sin embargo, cuando nada lo hacía prever, y con toda la logística organizativa preparada para la ocasión se recibió la absurda decisión de los organizados de SUSPENDER DEFINITIVAMENTE la jornada argumentando “falta de disponibilidad arbitral para trasladarse a Puerto Deseado” con el agravante que debido a lo avanzado del calendario “no hay más fechas disponibles para reprogramar la competencia”.

Absurdo e inconcebible, mucho más aún si se tiene en cuenta el elevado costo (económico y de logística) que demando para el club local los permanentes viajes para cumplir con sus compromisos, los que fueron honrado en todos los casos en tiempo y forma.

Escribir un comentario